Capital de Riesgo en Chile y la ACVC

Por capital de riesgo o venture capital entendemos, en términos sencillos, al capital destinado al financiamiento de startups que se encuentran en distintas etapas de desarrollo, generalmente en su fase de crecimiento, de modo tal que los inversionistas pasan a convertirse en dueños de parte del activo de las compañías en las que se realizó dicha inversión. La finalidad que se persigue mediante estas inversiones, es que la compañía en el tiempo aumente su valor y llegado ese momento el inversionista se retire, percibiendo una ganancia.

Sin duda durante estos últimos años el emprendimiento en Chile ha crecido de manera sostenida, ello gracias principalmente a la inversión pública que se ha destinado a esta área. Sin embargo, el capital de riesgo que se invierte en emprendimiento dentro del país sigue siendo comparativamente muy bajo frente a otros como Reino Unido, Estados Unidos o Israel.

Los efectos en la economía que la inversión de riesgo ha tenido en los citados países ha significado la generación de hasta 7,5 veces del total del flujo de ingresos original, traducido en cientos de miles de empleos y salarios.

Con la intención de acercarse a estos volúmenes, en Chile ya se están tomando cartas en el asunto, de esta manera surge la Asociación Chilena de Venture Capital (ACVC), la que es integrada por los representantes de administradoras de fondos de inversión, así como otros privados: Genesis Ventures, NXTP Labs, Magma Partners, Alaya Capital, Mountain Nazca, Nexo Capital Partners, Raicap, Carey, Telefónica y Engie.

El objetivo de la ACVC es brindar apoyo a todas aquellas actividades que promueven y contribuyen al desarrollo del emprendimiento en Chile y la región, colaborando para ello, en la generación e implementación de políticas públicas que apoyen el desarrollo de la industria, el establecimiento de lazos entre los fondos de inversión extranjeros, procurando a su vez, la promoción de las buenas prácticas de estándar internacional entre sus miembros.

Actualmente la industria chilena maneja 15 fondos de inversión por aproximadamente US$ 350 millones, sin embargo, las expectativas de la ACVC son que al año 2020 esta cifra se triplique, consecuencia de la transformación del capital de riesgo en una industria a través del fomento del financiamiento del emprendimiento e innovación.

La asociación también realizará y patrocinará actividades de capacitación sobre buenas prácticas, tanto para inversionistas como para emprendedores, además de mantener relaciones e intercambio de información y experiencias con otras asociaciones, organizaciones o entidades gremiales relacionadas a la industria del Venture Capital, tanto en Chile como en el extranjero.

Además del esfuerzo conjunto que los miembros de la ACVC hacen por el impulso del emprendimiento y la industria del capital de riesgo, es importante que mencionemos algunas medidas para la consecución de las cifras de los países que nos llevan la delantera, a saber, apertura legal para que el mercado institucional pueda invertir, una industria con mucho control regulatorio y de buenas prácticas, gran cantidad de información para que los inversionistas conozcan este activo y un fuerte apoyo del Estado en una primera etapa.

Dicho esto, para la distribución de los fondos de los que dispone CORFO destinados a capital de riesgo, esta se vale de múltiples líneas de financiamiento, operando a través de administradoras que se enfocan en emprendimientos de la más diversa naturaleza. A modo de ejemplo, la administradora A5 Capital se enfoca en la innovación en procesos tecnológicos de la industria alimentaria; Alaya II para el desarrollo de software, e-commerce, social media, etc; Aurus Bios invierte en empresas que desarrollen negocios en el área de la biotecnología, biogenética, farmacología, etc. Estas administradoras intermediarias suman un total de 30, asegurando una variada gama de industrias para la inversión, fomentando de este modo la innovación y el desarrollo.

 

Francisco Mulatti, Abogado.

Foto: Joey Kyber.

Deja un comentario